Dos personas murieron por quemaduras, tras registrarse una explosión, ocasionada por una toma clandestina en un ducto de Petróleos Mexicanos (Pemex), en Cadereyta, Nuevo León.

 

 

 

El incidente ocurrió alrededor de las 22:00 horas, sobre la carretera a Reynosa, a la altura del kilómetro 36, rumbo al ejido Rancho Viejo, de acuerdo con fuentes de la Secretaría de Seguridad Pública de Cadereyta a Periódico ABC.

De manera extraoficial, se presume que la explosión sucedió cuando una o varias personas intentaban extraer combustible de forma clandestina.

Cuerpos de emergencia y autoridades de Pemex llegaron al lugar de los hechos para sofocar las llamas.

 

0
Shares

¿Te Gusta?

Close

Mantente informado con Meganoticias