Brock y Bowdy Shoff, dos niños gemelos estaban jugando en su dormitorio con la cómoda. Y en un abrir y cerrar de ojos se les cae encima. Entonces, Bowdy, visiblemente asustado, empieza a ver de qué manera puede ayudar a su hermano, quien no para de llorar bajo el mueble. Mueve la cómoda y libera a su hermano.(rt)

0
Shares

¿Te Gusta?

Close

Mantente informado con Meganoticias