Miércoles, 30 Noviembre 2016 09:54

Arrestan en Italia a médico y enfermera por asesinar a pacientes

Valore este artículo
(0 Votos)

Un médico y una enfermera fueron arrestados en la norteña localidad italiana de Saronno acusados del homicidio de al menos cinco pacientes y del esposo y la madre de la asistente sanitaria.

El médico anestesista Lorenzo Cazzaniga, de 60 años, y la enfermera Laura Taroni, de 40 años, quienes mantenían una relación sentimental extramarital, fueron detenidos por homicidio múltiple.

La “pareja diabólica”, como ha sido bautizada por la prensa local, trabajaba en el hospital público de Saronno, provincia de Varese, en la norteña región de Lombardia, y planificaban a detalle la forma de matar a pacientes muy enfermos y ancianos que eran internados en el nosocomio.

Pero ambos también fueron acusados del homicidio del esposo de Taroni, Massimo Guerra, de 46 años, y de su madre, María Clerici, que se oponía a su relación.

Según detalles de la investigación, publicados por la prensa local, a Guerra -que era considerado un obstáculo para su relación amorosa- le hicieron creer que sufría diabetes en estado avanzado y le suministraron fármacos que al final acabaron con su vida.

A la madre de la enfermera también la habrían envenenado poco a poco con medicinas, lo mismo que a por lo menos cinco pacientes del hospital.

Asimismo, Taroni es sospechosa de haber asesinado con la misma modalidad a su suegro y a un tío de su marido.

La investigación fue abierta en 2014, luego que otra enfermera del mismo nosocomio presentó una denuncia a la policía argumentando que en el reparto en el que trabajaba la pareja los pacientes morían “muy rápido”.

Fue entonces que una jueza autorizó a la policía intervenir los teléfonos de los acusados, con lo que fueron grabadas llamadas en las que ambos se ponían de acuerdo sobre la manera de acabar con sus víctimas y respecto a la necesidad de que fueran cremadas para que no quedaran pruebas.

Incluso en una conversación la enfermera llegó a decir a su amante que por él sería capaz de matar a sus dos hijos, de 11 y 9 años de edad.

Interrogado por la policía, otro enfermero reconoció que Cazzaniga se “creía un dios” y llegó a decir que con uno de los pacientes habría desplegado “las alas de ángel de la muerte”.

Un total de 14 personas fueron puestas bajo indagación, entre ellos el director sanitario y el director de urgencias del hospital, acusados de omisión de denuncia.

 

Con información Notimex

Foto cortesía.

 

 

Leído 64 Veces